Facebook Twitter Google +1     Admin
El Caribe, por su inspiración, enaltece la Historia y la Cultura

TRIBUTO A MATEO TORRIENTE

20070226205348-lechuza.jpg

Por Luis Machado Ordetx

El muralista, pintor e ilustrador Ramón Rodríguez Limontes se fue a principios de diciembre hasta Cienfuegos, donde ofreció tributo artístico al pedagogo Mateo Torriente, y montó, en la galería de la UNEAC, una exposición: Brisas del sur que siempre llegan.

Es una retrospectiva que recoge parte de la obra creada para otras exposiciones o publicadas en Signos, la antológica revista de Samuel Feijóo.

Muchos villaclareños tienen deudas con Mateo Torriente, ocasión que aprovechó Rodríguez Limontes para saldar la propia con una personalidad que, según dice, lo iluminó, y llevar allí sus güijes y lechuzas, así como otros delirios imaginativos.

El regalo lo estructuró a partir del empleo de tintas sobre cartulina, caracterizada por trazos fuertes, planos negros y componentes esencialmente geométricos.

En la actualidad el artista villaclareño se afana en la remodelación de la plaza General de División Ramón Leocadio Bonachea, en esta ciudad, mientras todavía se recuerdan aquí los murales existentes en la Ciudad Escolar Ernesto Che Guevara, las Cuevas de Trinidad o el güije del Boulevard.

Comentarios > Ir a formulario



No hay comentarios

Añadir un comentario



No será mostrado.



Ms

Blog creado con Blogia. Esta web utiliza cookies para adaptarse a tus preferencias y analítica web.
Blogia apoya a la Fundación Josep Carreras.

Contrato Coloriuris
Plantilla basada en el tema iDream de Templates Next